Detectaron a siete personas en condiciones de explotación laboral.

Seis personas mayores de edad y un menor, todos ellos de nacionalidad paraguaya, fueron detectados en condiciones de explotación laboral en un establecimiento de producción de cebollas en la localidad rionegrina de General Conesa.

Así lo consignaron fuentes de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) y de la Dirección de Migraciones, quienes detallaron que, como consecuencia de las irregularidades encontradas, quedaron detenidos quienes serían el propietario y el encargado del campo, ubicado a 150 kilómetros de Viedma.

El procedimiento estuvo a cargo de personal de la Administración Federal de Ingresos Públicos, Migraciones y el Ministerio de Trabajo de la Nación, con apoyo de efectivos de la Policía Federal.

Los siete trabajadores -entre ellos el menor- se encontraban alojados en precarias casillas de madera y polietileno, que no contaban ni con instalaciones sanitarias ni agua potable.

Según trascendió, las víctimas de esta situación quedaron a resguardo del Ministerio de Familia y la Secretaría de Derechos Humanos del gobierno rionegrino.