Pastor evangelico condenado por abuso de dos menores

ABUSO –  VILLA REGINA / RIO NEGRO – El Superior Tribunal de Justicia de Río Negro confirmó la sentencia de 13 años y medio de prisión contra un pastor evangélico de la ciudad de Villa Regina por abusos sexuales reiterados contra un chico de 11 años y un adolescente de 17 con leve retraso madurativo.

 El delito cometido por el condenado, cuya filiación preserva la información oficial, es el de corrupción de menores de 18 años de edad, en concurso ideal con abuso sexual simple reiterado en un número indeterminado de veces, agravado por tratarse de un ministro de un culto.

 El fallo, con el voto rector del juez Ricardo Apcarian, al que adhirieron sus pares Liliana Piccinini y Enrique Mansilla, rechazó un recurso de casación de la defensa y ratificó la sentencia de la Cámara Penal de General Roca, en referencia a hechos ocurridos entre julio y septiembre del 2012.

 El inculpado, de 65 años de edad, que permanece detenido desde octubre del 2012, había montado en su domicilio del barrio Matadero de Villa Regina un templo de la denominada “Iglesia Evangelística Pentecostal Séptima Trompeta”.
 Según consta en el expediente, en el interior de esa vivienda, así como en un auto de su propiedad, el sujeto obligó a sus víctimas a que le practicaran sexo oral y les tocaba sus genitales.

 De los dichos de los menores durante el proceso oral surgió que los amenazaba que “si le contaban a sus padres lo que hacían, Dios no le iba a dar la sanidad”.

 “La sentencia tiene certeramente probado que el imputado ostentaba y ejercía la función de pastor (guía espiritual) y en tal carácter se relacionaba y era reconocido y tratado por los niños víctimas y sus padres y familiares, entre otras personas”, apuntaron los jueces del Superior Tribunal.

También sostuvieron que “de una atenta lectura del fallo y de las declaraciones de los menores y sus padres surge evidente que los hechos fueron realizados valiéndose de la vulnerabilidad de las víctimas, sobre quienes ostentaba y ejercía un enorme poder como `pastor`».