Categorías
Río Negro

Vaca Narvaja fue nombrado Ministro de Obras y Servicios Públicos de Río Negro

RÍO NEGRO – El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, confirmó el nombramiento de Fernando Vaca Narvaja como nuevo Ministro de Obras y Servicios Públicos de la Provincia, cargo en el que asumirá en los próximos días.

Vaca Narvaja ya forma parte de la estructura del Gobierno de Río Negro, donde se desempeña como presidente de Tren Patagónico desde diciembre de 2011.

En el plano laboral e institucional, en 1995 Vaca Narvaja es designado Secretario de Industria del distrito de General Sarmiento en la Provincia de Buenos Aires, mientras que entre 1996 y 2005 se desempeña en la actividad privada en Floresta, Capital Federal, mientras que a partir del 2007 hizo lo propio en Colonia Suiza, en cercanías de San Carlos de Bariloche.

En tanto, en el año 2008 es autor del proyecto de viviendas en el barrio 10 de diciembre en Bariloche, y trabaja en coordinación con las Madres de Plaza de Mayo, en mismo proyecto.

En el mismo año, junto al actual legislador César Miguel, forma la agrupación política Causa Nacional y Popular.

Por su parte, en diciembre de 2011, es designado presidente del Tren Patagónico, lugar  donde aún continúa trabajando.

El designado nuevo Ministro de Obras y Servicios Públicos de Río Negro mantiene una muy buena relación con el Ministerio de Planificación Federal e Infraestructura de la Nación y las distintas secretarías dependientes del mismo.

Fernando Vaca Narvaja ingresó en1966 ala facultad de Ingeniería Química de la UNL, en  la provincia de Santa Fe, donde siendo estudiante es perseguido por la Dictadura Militar del general Onganía en 1969 y debe refugiarse en Bolivia.

Ingresa nuevamente a la argentina, esta vez en Tucumán, donde milita activamente en organizaciones barriales y sindicales.

En 1971, fue capturado, preso y torturado, en la provincia de Tucumán y posteriormente fue trasladado a numerosos penales del país, incluido el Buque Granaderos finalmente es trasladado a la cárcel de Rawson.

El 15 de agosto 1972 se fugó de la cárcel de Rawson, lugar en el que,  el  22 de agosto, fue asesinada su mujer, Susana Lesgard,  junto a otros 16 miembros de diferentes organizaciones político militares, hecho conocido como la Masacre de Trelew.

En 1973, con el triunfo electoral del Presidente Cámpora, trabajó en el Noreste argentino, en la organización de las ligas Agrarias y los pueblos originarios Wichis y Matacos.

El 10 de Marzo de 1976, su padre, Dr. Miguel Hugo Vaca Narvaja actualmente detenido-desaparecido, fue secuestrado por fuerzas paramilitares.

El 12 de agosto de 1976 fue asesinado su hermano, Dr. Hugo Vaca Narvaja, aplicándosele la ley de fuga. Por este hecho, entre otros fue juzgado y condenado Luciano Benjamín Menéndez.

El 24 de Marzo de 1976, toda su familia debe asilarse en la Embajada de México, partiendo tres meses después al exilio.  La casa familiar fue parte del motín de guerra de la Dictadura.

En enero de 1977 fue gravemente herido en una emboscada realizada en Avellaneda por un Grupo de Tareas comandado por Alfredo Astiz  y fuerzas conjuntas del ejército y la marina.

En 1977, junto a entre otros, los ex gobernadores Oscar Bidegain, Ricardo Obregon Cano, Rodolfo Puigross, Mario Eduardo Firmenich, Roberto Cirilo Perdía, fundó el Movimiento Peronista Montonero.

A cargo de la política internacional del movimiento, una de sus tareas principales consiste en denunciar el genocidio perpetrado por la dictadura militar argentina en esos años.

Fue Autor y Director  de la revista Vencer editada en Ingles y Francés.

Como Miembro Observador de la Social Democracia Europea, y miembro pleno de la COPAL, participó activamente en numerosas reuniones con dirigentes de Gobierno, movimientos de liberación de Asia, África y América Latina. Entre ellos Francois Miterrand, Olef Palme, Felipe Gonzáles, Wily Brand, Yasser Arafat, Zamora Machel,  Mugabe, Omar Torrijos, etc.

Participó de la Revolución  Nicaragüense y el 19 de julio de 1979, ingresó al Bunker del Dictador Somoza con la conducción del Frente Sandinista de Liberación Nacional.

En 1982 retornó a la Argentina hasta el triunfo de la democracia y la caída definitiva de la dictadura militar.  En 1985 es coautor  del libro Existe una Argentina Posible, en respuesta al Plan Austral del Dr.  Raúl Alfonsín.